fbpx
Devocional Nuevo
Recibiendo Amor

1 Juan 4:10 “En esto consiste el amor: no en que nosotros hayamos amado a Dios, sino en que él nos amó a nosotros, y envió a su Hijo en propiciación por nuestros pecados.”

 El hombre fue creado por amor, su esencia es amor, pues fue hecho a imagen y semejanza de su creador. Fue puesto en un huerto donde estaba rodeado por las manifestaciones del amor de Dios Padre hacia él, todo lo que lo rodeaba, todo lo que veía y oía le confirmaba que era un ser amado.

El pecado sacó al hombre de ese ambiente, lo separó de su fuente de amor y creó en él un vacío que siempre buscará llenar.

El ser humano necesita amor, fuimos creados con esa esencia, por lo tanto, siempre buscaremos ser amados y también amar.

Dios nos ama, y no solo manifestó ese amor a través de su hijo Jesús, sino que también utiliza a otros para darnos amor. El detalle es que muchas veces nos cuesta experimentar el amor de Dios Padre a través de otros, porque no somos capaces de percibir la manera en que ellos nos expresan ese amor.

1.- Como familia tomen un tiempo y pidan al Padre que a través del Espíritu Santo les revele cómo está su tanque de amor. ¿Está lleno, está medio lleno o está medio vacío?

2.- ¿Te has sentido amado, no solo por Dios sino por las personas de tu familia, tu cónyuge, tus padres, tus hijos, tus hermanos?

3.- Permita que cada miembro de la familia comparta cómo percibe que está su tanque de amor, si está lleno, si está medio o vacío.  ¿Se ha sentido amado?  ¿Por qué si o por qué no?, ¿De qué miembro de la familia ha podido sentir amor y de quién no?

4.- Tome un momento para compartir que cada uno se percibe amado de una forma diferente: Unos perciben ser amados cuando se les abraza y se les besa, otros perciben ser amados cuando se les dicen palabras que los afirman, otros cuando se les dedica tiempo de calidad, otros cuando reciben regalos o detalles y otros cuando se les sirven.

5.- Dele oportunidad a cada miembro de la familia a expresar cómo le gustaría que le demostraran amor en su casa. Con besos y abrazos, con palabras de afirmación, con tiempo de calidad, con regalos o a través del servicio. Cada uno tome nota de cómo cada miembro de la familia le gustaría que le demostraran amor.

Terminen tomándose de las manos y haciendo esta oración:

¨Padre en el nombre de Jesús te damos gracias por tu amor, porque nos has amado de tal manera que enviaste a tu hijo Jesús a morir por nosotros. Tu amor nos salvó, nos perdonó, nos sanó, nos prosperó, tu amor nos hizo tus hijos, tu amor nos dio vida y vida abundante. Gracias porque tu amor llena todo vacío que pueda existir en nuestros corazones.

Gracias porque nos das la oportunidad de amar a otros con ese mismo amor con el cual nos has amado.

Padre como familia te pedimos que nos permitas entender cómo amarnos los unos a los otros, cómo expresar amor de tal manera que todos lo podamos recibir. Padre fortalécenos para abrazar y besar al que se siente amado de esta manera, para establecer palabras de afirmación a quien las necesita para experimentar tu amor, a dar tiempo de calidad para que aquel que se perciba amado de esta manera pueda disfrutar de tu amor, a ser bondadosos y dar a aquel que recibe el amor por los detalles y  que siguiendo tu ejemplo podamos constantemente servir a aquel que de esta manera recibe tu amor.

Padre gracias por usarnos como instrumentos para expresar tu amor en nuestra casa con todos lo que son parte de nuestra familia. Gracias porque tu amor nos ha perfeccionado para amar.

En el nombre de Jesús, Amen¨